La tecnología de llantas Run Flat está creada para hacer más sencilla la vida de los conductores al permitirles seguir conduciendo sin preocupaciones hasta encontrar un montallantas.

Qué son y qué características tienen las llantas Run Flat

Se trata de un tipo de ruedas que se desarrollaron hace más de tres décadas (a mediados de los años 80). El diferencial que marcan frente a las llantas convencionales es que están diseñadas para poder seguir rodando luego de sufrir un pinchazo.

Esto es posible gracias a que tienen una estructura metálica bajo la goma que da soporte y no permite que la rueda pierda su forma, de manera abrupta, al disminuir el aire en su interior. Son llantas más rígidas y soportan más peso que las convencionales.

En sus orígenes, se les conoció como llantas antipinchazos, lo que no es exacto, ya que sí se pueden pinchar, pero no estallan como los tradicionales. Luego de producirse la avería en la llanta, el conductor puede seguir a una velocidad reducida por varios kilómetros, lo que representa una gran ventaja si no se cuenta con la experiencia, el tiempo y los elementos necesarios para realizar el cambio.

Esta tecnología se creó y se empezó a utilizar en la década de los 80 por parte de fabricantes de carros deportivos, como Porsche, que querían reducir espacio y peso en sus vehículos. Esta fue una solución ante la falta de espacio para repuestos y el conjunto de herramientas en sus estilizados modelos.

Ventajas y desventajas de este tipo de llantas

Ventajas

1. Andar bajo pinchazo: Esta tecnología permite que se pueda conducir el vehículo con una rueda pinchada en ciertas condiciones. La llanta puede mantener la forma por alrededor de 160 kilómetros en carretera pavimentada y en buen estado, pero el conductor debe mantener una velocidad no superior a los 80 kilómetros por hora.

2. Mejor estabilidad cuando se estalla una llanta: Una rueda con la tecnología Run Flat tiene la capacidad de soportar el peso del vehículo. Por esta razón, al sufrir el pinchazo, la estabilidad del automóvil se mantiene y el conductor puede continuar tranquilo. Esto convierte a esta clase de ruedas en las llantas más confiables.

3. Mejor espacio del vehículo al no tener llanta de repuesto ni herramientas para el cambio: Poseer llantas de este tipo permite ahorrar espacio en el vehículo, el cual estaría destinado a repuestos y herramientas para solventar estas averías. Esto puede reducir el peso total del vehículo y permite que haya más espacio para llevar otro tipo de equipamiento.

Desventajas

1. Más costosas: Estas gomas son más caras de reemplazar. A pesar de que cada día los precios tienden a bajar ante la llegada al país de más modelos de vehículos que usan están tecnología. Los precios varían según la marca, el tipo de llanta (blandas, duras, etc.) y el lugar de la compra. Por lo general, el costo de este tipo de llantas oscila entre los $600.000 y $1.600.000 cada una. Aparte, muchos de estas llantas no se pueden reparar y a menudo necesitan ser reemplazadas en pares.

2. Menos vida útil: Un efecto secundario de la construcción más rígida de este tipo de llanta es que las paredes laterales no se abultan si la presión del aire es baja. Por lo tanto, es fundamental tener un sistema de monitoreo de la presión de las llantas y comprobar la presión de aire con frecuencia. Actualmente los carros que vienen de fábrica con esta tecnología, tienen sensores en sus ruedas que miden la presión de las llantas y le avisan al conductor cuando debe recurrir a servicio técnico.  De lo contrario, no se podría saber cuándo se presenta un bajón de aire en la llanta. La mayoría de estas ruedas presentan una vida útil muy reducida debido a la deformación de la estructura metálica.

3. Más delicadas: Estas ruedas no son las más populares ni las más resistentes al paso del tiempo y el desgaste. Como usuario, es importante saber que un juego de llantas de este tipo no se puede encontrar en cualquier tienda de llantas; es más fácil poder encontrarlas en ciudades más grandes y en tiendas especializadas.

Conclusión

Las llantas Run Flat presentan muchas ventajas y brindan prestaciones bastante competitivas en el mundo de la automoción. En los países desarrollados y con una infraestructura vial bien cuidada son ideales. Sin embargo, en un país como Colombia, en donde existen una gran cantidad de carreteras destapadas y la malla vial suele tener baches y huecos, las bondades de este tipo de ruedas no se aprovecharían, sino que, podrían presentar inconvenientes.

En las desprolijas carreteras colombianas, estas llantas presentan una vida útil muy reducida, ya que la irregularidad del terreno acelera su desgaste y esto supone un aumento significativo en el mantenimiento de los vehículos. Por ello, no es recomendable que se invierta en esta clase de equipamiento para los carros en el país salvo que su carro no disponga de sitio para guardar la llanta de repuesto.

Una llanta Run Flat en Colombia no tiene el mismo desempeño que en las carreteras europeas o norteamericanas. Los impactos a los que se someten los carros en el país, a causa de la estructura vial, hacen que no sea rentable su uso.

Le recomendamos nuestro artículo: Llantas con nitrógeno: ventajas y desventajas frente al aire común

Llantas Run Flat: Ventajas y desventajas Catálogo Autoexpo Concesionario